Bienvenido Registrate conectando con Facebook o llenando los campos.
Bienvenido Ingresa conectando con Facebook o con tu usuario y contraseña.
Recuperar Password Olvidé mi contraseña
Si no recuerdas tu contraseña, pulsa aquí.
Bienvenido Rellena tu email y te enviaremos de nuevo tu contraseña.
128573195

Las transiciones de triatlón

En la práctica del triatlón, las transiciones cobran mucha importancia debido al tiempo que se dedica en cada una de ellas. Tenemos dos transiciones, T1, la transición del tramo de natación a la bici y la T2, la transición de la bici a la carrera a pie. En la primera, el tiempo se utiliza principalmente en quitarse el neopreno, ponerse el casco y gafas, y salir corriendo con la bici, mientras que en la segunda transición se deja la bici y casco y se ponen las zapatillas de correr. Tanto los triatletas de élite como los más experimentados dejan las botas de ciclismo puestas en los pedales de la bici tanto al salir de la T1 como al entrar en la T2. La finalidad es ahorrar el mayor tiempo posible en acciones innecesarias.

 

La nutrición en el triatlón de media y larga distancia

 

Cuanto más corto es el triatlón, el tiempo que se dedica a estos tramos es vital para ganar o perder posiciones en la competición. Por ejemplo, en un triatlón olímpico o sprint cada segundo es transcendental, pero en un triatlón de larga distancia el tiempo no es tan relevante.

 

Con la nutrición deportiva, sucede justo lo contrario, cuanto más largo es el triatlón más importancia tienen las transiciones, pero en este caso, no por el tiempo que tardes, sino por el avituallamiento que realices durante estas transiciones.

 

Transición de natación a bici: T1

 

Las transiciones en triatlón son buenas ocasiones para realizar una hidratación y aportar energía al organismo.  En la T1, se recomienda al menos enjuagarse la boca con agua por si hubiésemos tragado agua durante la fase de natación, ya que el agua en el que se nada, a veces no está en condiciones muy potables y puede provocar molestias gastrointestinales. Si nos encontramos con el estómago estable al salir del agua, podemos aprovechar la T1 para tomar bebida isotónica y si se trata de un triatlón de larga distancia tomar un gel energético.

 

Transición de bici a carrera: T2

 

La segunda transición, T2, de la bici a correr, siempre cobra mucha más importancia, puesto que ya llevamos mucho más tiempo de ejercicio a nuestras espaldas, y llegamos con un cierto nivel de deshidratación y un déficit de energía. En este momento, es necesario realizar un aporte de sales minerales junto con agua, tanto en forma de bebida isotónica, cápsulas de sales o agua mar micro filtrada. También es un momento ideal para consumir un gel energético de cara a la carrera a pie para conseguir mantener un buen ritmo durante los primeros kilómetros de este último tramo.

 

Equipo NutriResponse.

Tienda online de nutrición deportiva y asesoramiento nutricional.

http://www.nutriresponse.com/